Las Emociones: el Bien y el Mal (3)

Las Emociones: el Bien y el Mal (3)

Tradición budista: Aflicciones Mentales

 

Los principios del budismo son las llamadas “cuatro nobles verdades”.

 

LAS CUATRO NOBLES VERDADES

La vida es sufrimiento, (dukka= insatisfacción penetrante), a causa de lo pasajero e insustancial que es la realidad
La causa de dukka  es el deseo (tanba = avidez/apego)
Si eliminamos tanba, (el apego/la avidez), eliminamos la profunda insatisfacción del ser humano
Existe un método para lograrlo denominado el  Noble Sendero Octuple . Con él se alcanza el llamado CAMINO DE EN MEDIO, camino de liberación.

 

En esta tradición al desorden afectivo se le llama “aflicción mental”.

 

AFLICCIONES MENTALES

Ira Cólera   –   resentimiento  –  rencor  -envidia  –  celos    – crueldad

 

Apego Avaricia   –  Autoestima exagerada  – Ocultar propios defectos –  Embotamiento  –  Excitación – Orgullo (apego al yo)
Ignorancia Fe ciega   – Pereza espiritual  – Olvido   –  Falta atención introspectiva

 

Ignorancia + Apego Petulancia  – Engaño  – Desvergüenza  – Desconsideración a los demás  –  Falta de escrúpulos –

 

En la tradición mística (gnósticos, cabalistas, sufíes), el sentido de la vida humana es la aventura de regreso a Dios.

 

El único propósito de los místicos es guiar al ser humano en su progreso espiritual y mostrarle cómo orientar esta intención hacia el Creador.
Distinguen entre necesidad y deseo.

NECESIDAD. Tiene dos componentes:

1) Carencia de algo, empuja a su satisfacción

2) Inevitable (leyes físicas, por ej.)

DESEO. Apela a la libertad humana. “Escapar de las influencias de los astros”

Se relaciona, no con satisfacción, sino con alta aventura

Todos los métodos para ayudar a distinguir entre el ser natural/divino y el mecánico/material,  son útiles en la medida que corren el velo que separa la ilusión del yo de la Divina Presencia en toda la creación.

 

El ser mecánico/natural es dirigido por la necesidad: por la percepción de carencia y la inevitabilidad de ir tras aquello que se percibe como satisfacción de la carencia

 

El ser natural/divino es dirigido por el deseo de llevar una vida en sintonía con la Divina Presencia en la creación en general y la naturaleza en particular, desde la realidad concreta que le ha tocado vivir.

El arte de la evolución humana tienen como eje el deseo, el  sentido de la belleza y la sinceridad incondicional.
El método se basa en el uso de la metáfora, el desarrollo de la creatividad, la des-literalización de la realidad y la meditación en base a cuentos. Especial cabida tienen las acciones que producen placer y humor.

 

Gracias por vuestra atención, Mª Antonia

About Author

Related posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *